Investigadores de la UAH demuestran la eficacia de una nueva familia de nanofármacos en el cáncer de próstata

Lunes, 21 septiembre 2020

Gracias a los complejos metálicos de rutenio y cobre que tienen estos nuevos medicamentos se reduce la toxicidad en comparación con otros fármacos usados hasta la fecha en esta enfermedad.

Como publica el European Journal of Medicinal Chemistry, investigadores del CIBER de Bioingeniería, Biomateriales y Nanomedicina (CIBER-BBN) de la Universidad de Alcalá (UAH) han desarrollado nuevos sistemas nanoscópicos que han demostrado una actividad antitumoral muy potente y selectiva frente a las células de cáncer de próstata resistentes a otros medicamentos, impidiendo su proliferación y la metástasis a los tejidos óseos, ya que reducen la adhesión de las células tumorales al colágeno I, un tipo de colágeno que abunda en los huesos, el principal objetivo de la metástasis en este tipo de cáncer. Así lo prueban los experimentos realizados en los que el tumor se redujo entre el 30-40% en ratones con cáncer de próstata avanzado, sin producir ninguna toxicidad, ya que se concentra muy poco en los órganos. 

Hasta ahora, la quimioterapia tradicional incluía platino, pero esta nueva familia de nanofármacos incorpora nuevos metalodendrímeros (sistemas de tamaño nanoscópico, de estructura controlada, que incorporan en su estructura complejos metálicos) de naturaleza carbosilano funcionalizados con metales como rutenio (Ru) y cobre (Cu), que han demostrado una fuerte actividad antitumoral y que además puede ser eliminado del organismo en orina y heces.

'Nuestro grupo de investigación está interesado en el desarrollo de sistemas de tamaño nanoscópico que incorporen en su estructura complejos de metales como rutenio(II) y cobre(II) como alternativa a los complejos de cis-platino, ya que estos metales han demostrado tener propiedades antitumorales interesantes, a la vez que exhiben una mayor biocompatibilidad y la posibilidad de actuar a través de mecanismos de acción diferentes a los derivados de cis-platino', explica Francisco Javier de la Mata, jefe de grupo del CIBER-BBN en la Universidad de Alcalá. Al mismo tiempo, 'el tamaño nanoscópico de estos sistemas podría aumentar el tiempo de vida medio del fármaco, dando lugar a compuestos activos que ofrezcan nuevas alternativas para el tratamiento de diferentes tipos de cáncer'.